La Gran Logia Femenina de España comunicó ayer su acuerdo con la Fundación Eugen Bleuler para trasladar la sede oficial de la Obediencia a las dependencias del Templo Masónico la calle Vallés de Barcelona, donde podrán disponer del espacio técnico que ésta creciente Obediencia precisa, y en el que podrán hacer uso de sus Templos en igualdad de condiciones que las otras dos entidades masónicas que ya residen en él: el Supremo Consejo Masónico de España y la Gran Logia Simbólica Española.

Masonería España Barcelon
Miembros de la GLFE, del SCME, la GLSE y la Fundación Bleuler

La Gran Maestre de la Gran Logia Femenina de España, Nuria Fuertes Abella, y la ex-Gran Maestre Patricia Planas rubricaron ayer la conformidad con Maria Àngels Prats, representante de la Fundación Eugen Bleuler, Ramon Salas, Gran Comendador del Supremo Consejo Masónico de España, y Xavier Molina, Gran Maestre de la Gran Logia Simbólica Española.

 

A continuación reproducimos el comunicado divulgado por la Obediencia.

 

Nueva Sede de la Gran Logia Femenina de España:

La nueva sede de la GLFE garantiza el uso compartido de 1200 metros cuadrados dedicados al trabajo masónico.

La Gran Logia Femenina de España (GLFE) y la Fundación Eugen Bleuler han firmado, en el día de hoy, un convenio por el cual nuestra Obediencia fija su sede en el local de dicha Fundación, calle Valles de Barcelona.

En el local de dicha Fundación tienen ya su sede la Gran Logia Simbólica Española (GLSE) y el Supremo Consejo Masónico de España, y a partir de hoy la Gran Logia Femenina de España, tres organizaciones masónicas unidas por lazos fraternales y de amistad. Además, también trabajan en dicho local otros talleres de Obediencias amigas.

Respetando la soberanía e independencia de cada una de las organizaciones masónicas que forman parte de la Fundación, y siempre en igualdad de condiciones, la firma de este convenio supone un primer paso hacia la unión de la masonería liberal en España. Con ello, queremos contribuir a estrechar todavía más, si cabe, los lazos fraternales que nos unen, convirtiendo nuestra sede en un espacio compartido por organizaciones masónicas liberales en España.